sábado, 14 de mayo de 2016

Huesos En El Desierto, de Sergio González Rodríguez

Huesos En El Desierto

Autor: Sergio González Rodríguez
Editorial: Anagrama
Año: 2002


El lugar: Ciudad Juárez, en el estado de Chihuahua, en la frontera de Méjico con Estados Unidos. La historia: una ola de crímenes brutales absolutamente real. Esta crónica periodística indaga en los bárbaros asesinatos en serie cometidos en esa zona y repetidos año tras años, incluyendo niñas violadas y torturadas, cuyos cadáveres son arrojados al desierto. Un rastro de sangre que conduce a una trama de complicidades y silencios entre homicidas, policías, autoridades locales, ciudadanos prominentes y el gobierno de la República al más alto nivel. Un libro-denuncia de una realidad escalofriante.

Sergio González Rodríguez (Ciudad de México, 1950), Premio Casa Amèrica Catalunya a la Libertad de Expresión en Iberoamérica 2013, entre otros galardones, como el Premio Nacional de Periodismo Cultural Fernando Benítez, completa con Campo de guerra su trilogía dedicada al estudio de fenómenos extremos de las sociedades actuales, que empezó con el escalofriante reportaje sobre las mujeres asesinadas en Ciudad Juárez que realizó en su aclamada obra Huesos en el desierto (2002), al que siguió su interpretación acerca de las decapitaciones y usos rituales de la violencia por parte de grupos criminales en El hombre sin cabeza (2009), obras publicadas ambas por Anagrama y traducidas a varios idiomas. Ha recibido, entre otros, el Premio Casa Amèrica Catalunya a la Libertad de Expresión en Iberoamérica y el Nacional de Periodismo Cultural Fernando Benítez.


El periodista mexicano Sergio González Rodríguez acumula en las páginas de su exhaustivo y aclamado Huesos en el desierto un torrente de información que abruma tanto por lo que cuenta como por el modo un tanto caótico de ofrecer su inabarcable caudal de datos. La tesis defendida por González Rodríguez sobre el feminicidio impune y sistemático en Ciudad Juárez desde comienzos de los noventa incluye la denuncia de la infiltración del narco en los más altos niveles policiales, jurídicos y políticos del país centroamericano, configurando así un dibujo aterradoramente desolador. El libro fue editado por primera vez en 2002 e incluyó una revisión en su tercera edición en 2005 que confirmaba la pervivencia y agravamiento del problema.


jueves, 21 de abril de 2016

Donde Los Hombres Alcanzan Toda Gloria, de Jon Krakauer

Donde Los Hombres
Alcanzan Toda Gloria

La odisea de Pat Tillman


Título original: Where men win glory:
The odyssey of Pat Tillman
Autor: Jon Krakauer
Traducción: Enrique Maldonado
Editorial: Capitán Swing
Año: 2009

Introducción de JACOBO RIVERO


Quince años despues del inicio de la guerra de Afganistán, el nombre de Pat Tillman todavía se recuerda como símbolo del gran sacrificio que Estados Unidos pidió a toda una generación en la que ya es la misión militar más larga de su historia. Tillman había renunciado a un contrato millonario con la Liga de Fútbol Americano (NFL) para alistarse en el Ejército, tras el fuerte impacto que tuvieron sobre él los atentados del 11 de septiembre de 2001. Pero dos años más tarde fue abatido en una misión en el sureste de Afganistán, y la Casa Blanca y el Pentágono emplearon su sacrificio para ennoblecer la guerra y sus motivos. Sin embargo, pronto se descubriría que a Tillman no lo mataron los talibanes, sino el «fuego amigo», y que el Ejército conspiró para ocultar esas circunstancias.

A través de los diarios y cartas de Tillman, entrevistas con su esposa y amigos, conversaciones con los soldados que sirvieron junto a él y una amplia investigación, Krakauer expone los acontecimientos y acciones que llevaron a su muerte. Tillman era ateo, recelaba de Bush y vivió como un calvario personal su primera misión en Iraq. Como muchos estadounidenses, veía aquella guerra innecesaria, un capricho de la administración Bush. Se negó a dar entrevistas y no quería ser representante de ninguna generación, sólo quería luchar por su patria, como uno más.

»Del premiado escritor de Hacia rutas salvajes y Mal de altura

«Krakauer pone las cosas claras sobre un hombre extraordinario que vivió con pasión y murió innecesariamente.» THE HUFFINGTON POST

Jon Krakauer. Brookline (EE.UU.), 1954
Periodista, escritor y montañero estadounidense, Krakauer es especialmente reconocido por sus libros sobre alpinismo, aunque ha colaborado también con distintos medios como Playboy, National Geographic o Rolling Stone. Nació en Brookline (Massachusetts), pero creció en Corvallis (Oregón) desde los dos años. Krakauer, tercero de cinco hermanos, se graduó en 1972 y cuatro años después obtenía su título en estudios medioambientales en el Hampshire College (Massachusetts).

En 1974 formó parte de un grupo de siete amigos que escalaron el Arrigetch Peaks del Brooks Range (Alaska) y fue invitado por la American Alpine Journal para escribir acerca de sus experiencias en la montaña. En 1977, conoció a la escaladora Linda Mariam Moore, con quien se casaría tres años después. Ya en 1996, Krakauer partió hacia el Himalaya para escribir un reportaje sobre la creciente explotación comercial del Everest. Quería analizar los motivos por los que tanta gente está dispuesta a afrontar riesgos antes reservados a alpinistas profesionales, el resultado fue uno de sus libros más notables: Mal de altura (1997). Su bestseller Hacia rutas salvajes (1996) le creó una buena reputación como escritor de aventuras. Cuenta la historia de Christopher McCandless, un joven estadounidense que, tras graduarse en la universidad, donó su dinero a obras de caridad y se embarcó en un viaje por el oeste americano hasta que, dos años después, fue encontrado muerto en Alaska.


Conocido por sus anteriores e igualmente excelentes Hacia rutas salvajes y Mal de altura, Jon Krakauer mantiene el listón a gran altura con Donde los hombres alcanzan toda gloria, editado en España con notable retraso respecto a su publicación americana en 2009. El libro supone un trabajo periodístico notable sobre la vida y muerte de Pat Tillman, un deportista de éxito que renunció a una prometedora carrera futbolística para alistarse en el ejercito estadounidense tras el impacto personal que causaron en él los atentados contra las Torres Gemelas de Nueva York el 11 de septiembre de 2011. No resulta difícil encontrar en Pat Tillman ecos de otros héroes aventureros del autor que también tomaron en algún momento de sus vidas decisiones tan arriesgadas como ésta. Krakauer consigue fusionar de forma admirable el retrato humano del protagonista con la crónica geopolítica de una zona en permanente conflicto armado desde hace décadas y logra que el rigor de su obra no esté reñido con el entretenimiento a lo largo de sus más de cuatrocientas páginas.



Donde los hombres alcanzan toda gloria [El descodificador]
sábado, 2 de abril de 2016

Chicas Muertas, de Selva Almada

Chicas Muertas

Autor: Selva Almada
Editorial: Literatura Random House
Año: 2015


«Tres adolescentes de provincia asesinadas en los años ochenta, tres muertes impunes ocurridas cuando todavía, en nuestro país, desconocíamos el término femicidio.»

Tres asesinatos entre los cientos que no alcanzan para titulares de tapa ni convocan a las cámaras de los canales de Buenos Aires. Tres casos que llegan desordenados: los anuncia la radio, los conmemora un diario del pueblo, alguien los recuerda en una conversación. Tres crímenes ocurridos en el interior del país, mientras Argentina festejaba el regreso de la democracia. Tres muertes sin culpables. Estos casos, convertidos en obsesión con el paso de los años, dan lugar a una investigación atípica e infructuosa.

La prosa nítida de Selva Almada plasma en negro lo invisible, y las formas cotidianas de la violencia contra niñas y mujeres pasan a integrar una misma trama intensa y vívida. Con Chicas muertas la autora abre nuevos rumbos a la no ficción latinoamericana.


Selva Almada emprende en Chicas muertas una aventura de planteamiento interesante, desarrollo irregular y conclusión decididamente fallida. A partir de tres asesinatos de chicas jóvenes ocurridos veinte años atrás en su país y que a día de hoy siguen sin resolverse, la escritora argentina se queda siempre en la superficie de unos acontecimientos por los que sobrevuela sin llegar a profundizar casi nunca ni en los hechos ni en las posibles causas de los mismos. Incluso en el tramo final del relato se desliza hacia terrenos pantanosos en los que equipara su propia supervivencia con una cuestión de suerte, algo que se antoja excesivo.


Chicas muertas [El descodificador]


martes, 29 de marzo de 2016

Plomo En Los Bolsillos, de Ander Izaguirre

Plomo En Los Bolsillos
Malandanzas, fanfarronadas y locuras del Tour de Francia


Autor: Ander Izaguirre
Editorial: Libros del K.O.
Año: 2012


Pélissier, ganador del Tour de 1923, protestaba contra la dureza del reglamento: «Pronto nos colocarán plomo en los bolsillos». El pequeño Robic, ganador del 47, se cargaba de plomo para bajar más rápido. Para el autor, la magia del ciclismo nace siempre de ese misterio que existe más allá de la frontera del sufrimiento, y el sufrimiento que impone el Tour es de plomo, como lo es el empeño de los ciclistas.

En ese equilibrio se mueven los dieciséis episodios de este libro en el que se descubre la cara B del Tour de Francia, desde las victorias y derrotas más legendarias hasta las malandanzas de los primeros corredores del Tour; historias trágicas como las últimas 40 pedaladas de Tom Simpson antes de morir en el Mont Ventoux o divertidas como la de Vicente Blanco, un cojo bilbaíno que se dopaba con bacalao y que pedaleó hasta París para salir en el Tour.

Anécdotas que destacan la épica y el sufrimiento del ciclismo pero también la generosidad y gentileza que se desprenden de este deporte. Los duelos memorables entre Coppi y Bartali, Anquetil y Poulidor, Kübler y Koblet, Merckx y Ocaña o las hazañas de Induráin, Hinault y Amstrong, pero también el reconocimiento a las figuras menos visibles y reconocidas como Walkowiak, que se arrepintió de ganar el Tour, o el argelino Zaaf que a las puertas de ser el primer africano en ganar una etapa del Tour se emborrachó y cayó mareado.

«Constituye un tratado inamovible de pasión. Una manera de entender la escritura puesta al servicio de nadie más que el lector (el periodista invisible, el mejor periodista), pero sobre todo un camino con el que prolongar los años ciclistas del niño Ander, resumidos en el aroma del prólogo, donde uno se empapa ya desde el principio en la atmósfera sin concesiones del deporte más bello del mundo.» Manuel Jabois, Jot Down Magazine

«El mejor libro de deportes jamás escrito» Antonio Martínez Ron, Aberron

Ander Izagirre. (Donostia-San Sebastián, 1976). Escribe con los veinte dedos. Ha publicado crónicas sobre sobre los porteadores de la cordillera del Karakórum, las niñas que trabajan en las minas de Bolivia, los campesinos que se rebelan contra la Mafia en Sicilia, las guaraníes que hicieron una revolución jugando al fútbol, los ciclistas que se dopaban con bacalao, también sobre mi vuelta a España en vespa y sobre señores que construyen calaveras gigantes, coleccionan penes de todas las especies o atraviesan Argentina empujando una carretilla de cien kilos. Recibió el Premio Europeo de Prensa 2015 por un reportaje sobre crímenes militares en Colombia.

En Libros del KO ha publicado Plomo en los bolsillos (séptima edición y subiendo), Mi abuela y diez más, Beruna Patrikan, Cansasuelos y Los sótanos del mundo.

www.anderiza.com / Twitter: @anderiza


Ander Izaguirre fue un ciclista efímero pero como periodista y escritor se ha construido una carrera de más largo recorrido. En el año 2012 se reeditó en versión corregida y aumentada su obra Plomo en los bolsillos, publicada originalmente en 2005, donde el autor ponía su mirada en la mítica del Tour de Francia, la prueba ciclista por antonomasia. Desde sus orígenes a comienzos del pasado siglo hasta los muy convulsionados tiempos presentes, en las páginas del libro es posible recuperar parte de la épica ahora perdida en los años de las duras revelaciones. Plomo en los bolsillos no contiene demasiada sustancia novedosa en sus páginas pero su anecdotario tiene un indudable encanto para los aficionados al ciclismo, de ahora y de antes.





lunes, 21 de marzo de 2016

El Reino, de Emmanuel Carrère

El Reino

Título original: Le royaume
Autor: Emmanuel Carrère
Traducción: Jaime Zulaika
Editorial: Anagrama
Año: 2015

PREMIO LE MONDE


Hace ya tiempo que Emmanuel Carrère ha acostumbrado a sus lectores a esperar de él lo inesperado, y en esta obra monumental, casi diríamos épica y sin duda radical, aborda nada menos que la fe y los orígenes del cristianismo.

En sus páginas se entrecruzan dos tramas, dos tiempos: la propia vivencia del autor, que abraza la fe en un momento de crisis personal marcado por una compleja relación amorosa y el abuso del alcohol, y la historia de Pablo el Converso y de Lucas el Evangelista. Pablo que cae del caballo, tiene una iluminación mística y pasa de lapidador de cristianos a propagador de la nueva fe que transmuta todos los valores. Y Lucas que escribe la vida de Jesús y a partir del cual nos adentramos en los evangelios primigenios, tan diferentes al Apocalipsis de fuegos artificiales de Juan.

En estas dos historias entrecruzadas sobre la fe se suceden abundantes personajes, episodios y reflexiones: la serie televisiva sobre muertos que resucitan en la que participa Carrère como guionista, la canguro ex hippie y amiga de Philip K. Dick a la que contrata, los bolcheviques con los que compara a los primeros cristianos, webs porno, visiones eruditas sobre las fuentes originales del cristianismo, la desaparición –¿resurrección?– del cadáver de Jesús...

Lo que a Carrère le interesa del cristianismo es su mensaje de transgresión de lo establecido y la desmesura de la fe. Y este libro provocador y deslumbrante es una indagación rabiosamente contemporánea sobre el cristianismo que nos habla de la perplejidad, el dogma, la duda, la redención y la construcción de una fe con mensajes rupturistas y extraños rituales.

«Una obra maestra. Un fresco grandioso. Crean o no en el Cielo, todos los lectores sacarán provecho de acompañar a Carrère en su indagación» (Bruno Bouvet, La Croix).

«Lo que le fascina del mensaje de la Iglesia es “la extravagante inversión de valores”, esa idea de un reino “vetado a los ricos y los inteligentes”, donde los primeros serán los últimos y viceversa» (Claire Devarrieux, Libération).

«Se lee como una novela de aventuras, fascinante, erudita y a menudo muy divertida. Un tour de force» (Les Inrockuptibles).

«Es el gran libro de la temporada. El Reino desafía todos los géneros: narración, indagación, ensayo, libro de historia y de introspección, resulta apasionante de principio a fin. Carrère sale triunfante de una increíble proeza. Muestra, en estas páginas soberbias, el poder iluminador de la literatura» (François Busnel, Lire).

«El viejo tema se convierte en apasionante. Ante todo es una conquista política. Para explicar cómo actuaron esos improbables agentes de la subversión radical, Carrère ejerce de historiador, de periodista, “detective” sería la palabra exacta» (Ève Charrin, La Nouvelle Quinzaine Littéraire).

«Una impresionante indagación en los orígenes del cristianismo» (Grégoire Leménager, Le Nouvel Observateur).

«Carrère es probablemente el escritor francés vivo más importante» (Robert McCrum, The Observer).


Después de la publicación en 2011 de su excelente Limónov, y con una espera aliviada con la recuperación en español de dos obras de su primera etapa como El bigote y Una semana en la nieve, el escritor francés Emmanuele Carrère presentó a finales del pasado año El Reino, un ambicioso intento de reconstrucción histórica de los origenes del cristianismo que el autor de El adversario entremezcla, como en él es habitual, con sus propias experiencias durante lo que podría llamarse el periodo católico de su vida. Dado el carácter épico de la empresa acometida, los resultados son desiguales y El Reino alterna momentos de inspiración con otros en los que el interés languidece peligrosamente. Se diría que Carrère busca ajustar cuentas con el sentimiento religioso que durante unos pocos años abrazó y que luego abandonó con una cierta sensación de vergüenza e incluso arrepentimiento. Su exploración literaria se pretende tanto histórica como moral y su conclusión final encierra las mismas dosis de ambigüedad que se desprenden de su propio planteamiento.


Emmanuel Carrère en Aventura En La Isla
martes, 16 de febrero de 2016

Los Viernes En Enrico’s, de Don Carpenter [terminada por Jonathan Lethem]

Los Viernes En Enrico's

Título original: Fridays at Enrico’s
Autor: Don Carpenter y Jonathan Lethem
Traducción: Javier Guerrero
Editorial: Sexto Piso
Año: 2015


Cuando Don Carpenter murió en 1995, dejó tras de sí obras como Dura la lluvia que cae o A Couple of Comedians, considerada por Norman Mailer como la mejor novela jamás escrita sobre Hollywood. De manera inesperada, casi diez años después de su muerte, apareció entre sus archivos el manuscrito de Los viernes en Enrico’s, una magnífica novela que abarca aproximadamente veinte años en la vida de cuatro escritores en el San Francisco y el Portland de los cincuenta y los sesenta, en plena efervescencia del delirio de los poetas beat. Los herederos de Carpenter le pidieron al escritor Jonathan Lethem que ordenara y editara el manuscrito y, para su beneplácito, Lethem se topó con una obra maestra.

Los viernes en Enrico’s disecciona con rotunda sobriedad las ambiciones literarias y las aspiraciones a la fama y al dinero de un heterogéneo grupo de amigos. Carpenter presenta una maravillosa e inolvidable galería de personajes, varado cada cual en su particular atolladero de traumas y esperanzas: Dick Dubonet y Charlie Monel, empeñados en materializar el potencial que muestran desde muy jóvenes; Jaime Froward y Stan Winger, que se abren paso de manera más lenta, pero también más determinada, como si su tesón tuviera que forjar y conquistar un destino que pareciera que nunca terminaran de hacer suyo; y Linda, la presencia eléctrica que galvaniza al resto, musa de los beat y femme fatale en la que convergen el deseo y las frustraciones de los protagonistas.

La losa de ser una eterna promesa, la tentación de venderse a Hollywood, los celos profesionales, los éxitos fulgurantes y pasajeros, las drogas, el alcohol, el sexo, la interminable carrera de fondo que supone la escritura y el desgaste emocional y vital que ello conlleva: Carpenter construye con absoluta maestría y pulso narrativo unas historias agridulces, que resuenan hondamente en el silencio admirado que sigue a la lectura de esta novela.

«Aunque hay suficientes ríos de alcohol en Los viernes en Enrico’s como para impresionar a Charles Bukowski, el auténtico tema de esta sobria novela es la lucha existencial de los escritores que ansían desesperadamente ser publicados, ganar dinero y conseguir la fama». Douglas Brinkley, The New York Times

«Nunca supe a qué se referían cuando decían “fulano escribe como los ángeles”, pero ahora lo sé. Don Carpenter nos regala una prosa soberbia». Norman Mailer

«La escritura de Carpenter es oscura; su ironía deliciosa, y sus historias están imbuidas de un cinismo admirable». Chris Andrews, Times Literary Supplement


DON CARPENTER (1931 – 1995) fue un escritor estadounidense. Escribió numerosas novelas, cuentos y guiones de cine a lo largo de una carrera de veintidós años que lo llevó de una infancia en Berkeley y el noroeste del Pacífico a los pasillos del poder y el ego de Hollywood. Atento observador de la fragilidad humana, su escritura habla tanto de personajes marginales, presos y traficantes de droga como de magnates del cine y actores. Aunque alabado por igual por la crítica y los escritores, las novelas y cuentos de Carpenter nunca llegaron a un público masivo. Víctima de una serie de enfermedades que lo acabaron incapacitando, Don Carpenter se suicidó en 1995.

JONATHAN LETHEM nació en Nueva York en 1964. Tras una infancia bohemia en un ambiente de excesos, estudió en la Escuela Superior de Música y Arte, donde se inició como pintor. En Berkeley, California, trabajó en librerías de segunda mano al tiempo que se inició en la escritura. En 1966 regresó a Nueva York, momento que coincidió con el inicio de su éxito. Es colaborador en periódicos y revistas como The New Yorker, Harper’s Magazine, Rolling Stone y The New York Times. En 1999 obtuvo el National Book Critics Circle Award y sus libros han ocupado los primeros lugares en las listas de éxitos.


Empecé Los viernes en Enrico's sin demasiadas esperanzas tras la decepcionante lectura de Dura la lluvia que cae. Sin embargo, el último libro de Don Carpenter, con sus defectos, me ha parecido bastante superior al primero, a pesar de que nuevamente naufraga en la conclusión y ciertos personajes y subtramas quedan abandonados a su suerte. Esto, además, es particularmente grave cuando todo el conjunto está construido a base de múltiples personajes e historias, cuya desigual importancia nos hace preguntarnos por su sentido. Todo el rigor y la precisión del inicio se vuelven desorden y caos en el final enterrando parte de los méritos. Jonathan Lethem terminó y dio forma al manuscrito que los herederos de Carpenter pusieron en sus manos años después de su muerte y en el epílogo no da demasiados detalles sobre las partes de su cosecha.



Los viernes en Enrico’s [El descodificador]


Don Carpenter en Aventura En La Isla
lunes, 1 de febrero de 2016

Dura La Lluvia Que Cae, de Don Carpenter

Dura La Lluvia Que Cae

Título original: Hard rain falling
Autor: Don Carpenter
Traducción: Ramón de España
Editorial: Duomo Ediciones
Año: 1966


Dura la lluvia que cae es una novela de crimen, castigo y la búsqueda de una redención siempre postergada en la estela de Dostoyevski. Épica en su alcance, la historia cubre más de tres décadas, desde los años veinte, más rurales, hasta el San Francisco de los años sesenta. Narra las aventuras de Jack Levitt, un adolescente huérfano, que se las arregla para sobrevivir en hoteles roñosos y salas de billar, y Billy Lancing, un joven negro, fugitivo y chapero en el mundo del billar. Tras el paso de Jack por el reformatorio y el ingreso de Billy a vida de la clase media –se casa, es padre de un hijo, tiene un negocio y una amante– el pasado persigue a ambos personajes, apresados en un destino que los une. Después del reencuentro de los dos en una cárcel de California, sus contrariedades verán un final violento y revelador.

«La obra maestra de Carpenter es la novela definitiva de la delincuencia juvenil y una denuncia mordaz de nuestro sistema judicial; es un libro que sigue siendo relevante y actual.» GEORGE PELECANOS, THE VILLAGE VOICE

«Un libro de la época beat de jóvenes desafectos pero sin la euforia de On the Road, aunque más conmovedor y apasionante por su base fatalista.» RICHARD PRICE

«Don Carpenter es uno de mis preferidos.» JONATHAM LETHEM

«La obra maestra de Carpenter es la novela definitiva de la delincuencia juvenil y una denuncia mordaz del sistema judicial; sigue siendo relevante y actual.» Kiko Amat, Cultura/s

«Dura la lluvia que cae pasa con un estruendo por las calles oscuras del Oeste como un ángel del Infierno, en busca de una pelea.» The New York Times

«Siempre se ha dicho que Don Carpenter era un escritor para escritores, enormemente admirado por los críticos y los novelistas por su brillantez y precisión. Cada lector que conozco era masilla en sus manos una vez que abría una de sus novelas asombrosas. Podía ser divertidísimo, romper el corazón, escribir del egoncentrismo y de la flqueza tan bien como cualquiera. Lo quería con locura.» Anne Lamott

«Un libro poderoso y sin concesiones, escrito de manera realista, brutal en la intensidad de las acciones. Muy recomendable.» Library Journal


Publicada originalmente en el año 1966 y escasamente reconocida en aquel entonces, Dura la lluvia que cae parece disfrutar actualmente de una inesperada reivindicación crítica, empezando por ese prólogo elogioso (y terriblemente malo) de George Pelecanos, en el que el autor estadounidense destripa entera la trama sin motivos justificados. En esencia, la novela de Don Carpenter, la primera de su no demasiado larga carrera, no pasa de una rutinaria reconstrucción de la agitada vida de su protagonista principal. El problema es que esa agitación pierde casi todo su interés al plasmarse en las páginas del libro de un modo tan superficial y grisáceo, con muy contados momentos de inspiración que rescaten al conjunto del tedio dominante.


 
Copyright 2010 Aventura En La Isla