jueves, 21 de julio de 2016

Bailando En La Oscuridad, de Karl Ove Knausgård

Bailando En La Oscuridad. Mi Lucha: 4

Título original: Min kamp 4
Autor: Karl Ove Knausgård
Traducción: Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo
Editorial: Anagrama
Año: 2010


«Naturalmente, esto no es una novela sino la purga de mi corazón»: las palabras no son de Karl Ove Knausgård, pero, a la luz de Mi lucha, podrían muy bien aplicársele. Y es que su serie de «novelas de no ficción» autobiográficas es tan catártica para el que la lee como lo fue para quien la escribió: es la inmitigada franqueza sin filtros del que pone su vida entera en juego la que, al vibrar en la página, reverbera más allá de ella.

Corre el tiempo, cambian las edades, los escenarios; y cuando se abre Bailando en la oscuridad, el cuarto volumen de la saga, Karl Ove Knausgård tiene dieciocho años y acaba de bajar del avión que lo ha colocado un poco más cerca de su destino. Que se llama Håfjord; Håfjord, un minúsculo pueblecito del norte de Noruega donde le espera un puesto como maestro, y la promesa de una paz que le permita entregarse a su recién descubierta vocación: la de escribir. Pero, tras un comienzo que promete, el desengaño: la ambición excede con mucho al talento. Y ser profesor no es tan fácil como parecía, y las tentaciones que ante él se despliegan tienen muchos rostros: el de las chicas, el del alcohol, el del aislamiento y la soledad; el del silencio. Cuando el narrador parece abocado a la crisis, cuando su relato se oscurece, el autor nos lleva consigo hacia atrás, hacia las raíces del ahora: y encuentra música y amor, escritura y vida; encuentra un testimonio de los deseos y sus frustraciones, de la dificultad de lidiar con lo heredado.

Karl Ove Knausgård escribe con luminosidad y energía, sin condescendencia, de un tiempo cargado de posibilidades e incertidumbres, de ambiciones y de tropiezos; un tiempo fundacional y definitorio, en el que el ímpetu colisiona a menudo con la torpeza. De esa oposición, de ese desajuste, emergen acordes inesperados, de una ligereza que no sacrifica la hondura por el camino: Bailando en la oscuridad es el episodio más grácil, raudo, bullicioso y eléctrico de la serie, cargado de una vitalidad tan intensa y abierta como la que describe.

«Asombroso. Su escritura nos hace sentir que quizá podamos recordar nuestro pasado, lejano o próximo, con la textura y la urgencia del presente que habitamos. Buena parte de Mi lucha no es tanto una historia como un entorno inmersivo. Una obra genial» (Ben Lerner, London Review of Books)

«¿Por qué leer una novela noruega de 3.600 páginas en seis volúmenes sobre un hombre que escribe una novela de 3.600 páginas en seis volúmenes? En corto: es tan buena que quita el aliento, y, por tanto, no podréis parar, y tampoco querréis» (The New York Times Book Review)

«En lugar de quedarse a una desdeñosa distancia de veinte años de su yo más joven, angustiado y hormonal, lo habita plenamente. Al exponerse como un manojo de contradicciones, Knausgård nos permite vernos a nosotros mismos. Y funciona maravillosamente bien» (Blake Morrison, The Guardian)

«El talento y el tormento de Knausgård centran, y finalmente logran inflamar, una historia cotidiana acerca de crecer listo, pero crecer triste. El pathos se mezcla sin cesar con la farsa; el misticismo interrumpe las minucias. Un golpe que te deja KO» (Boyd Tonkin, The Independent)


Karl Ove Knausgård (1968) emprendió en 2009 un proyecto literario sin igual: su obra autobiográfica Mi lucha es una gran proeza; está compuesta por seis novelas, la última de las cuales fue publicada en otoño de 2011. Ha obtenido numerosos galardones en su país y una cantidad insólita de lectores, además de un gran número de traducciones. Anagrama ha publicado los dos primeros tomos, con extraordinaria acogida crítica: La muerte del padre: «Sorprende por su lucidez y profundidad; una obra seria, concienzuda, que sugiere buenos augurios sobre el resto. Aguardo impaciente la traducción de los siguientes volúmenes» (Robert Saladrigas, La Vanguardia); «Un libro importante, un esfuerzo literario digno de admiración y un ejemplo de vocación literaria» (José María Guelbenzu, El País); «A mitad de camino entre el descarnado pacto autobiográfico, las memorias, las confesiones íntimas o la cura psicoanalítica y autodesmitificadora» (Mercedes Monmany, ABC); y Un hombre enamorado: «Gran literatura» (Alberto Manguel, El País); «Esa sensación, como en Roberto Bolaño, de que el autor se juega el pellejo en cada página, que se inmolaría en el altar de Odín por conseguir un pasaje perfecto» (Antonio Lozano, La Vanguardia); «La forma de reflexión más cercana a la vida que he leído en mucho, mucho tiempo» (Anna Caballé, ABC). Ahora saca a la luz el tercero: La isla de la infancia.


Si es cierto que los volúmenes que componen Mi lucha pueden leerse de forma aislada e independiente del resto, lo es aún más en el caso de Bailando en la oscuridad, la cuarta entrega de la serie y última hasta la fecha de las editadas en España. Karl Ove, que aún tiene dieciocho años, aterriza en un pueblo perdido del norte de Noruega para incorporarse a un imposible puesto de profesor suplente en el colegio de la localidad. Su llegada revoluciona la pequeña comunidad y por momentos la historia parece una variación nórdica de Doctor en Alaska, un nuevo «bienvenidos al norte» con una galería de personajes de lo más heterogéneos que parecen orbitar irremediablemente alrededor del protagonista. Pero éste no está tan interesado en la docencia como en la escritura y, sobre todo, en la persecución de señoritas diversas, por más que todos los encuentros íntimos acaben de forma infructuosa, como si del Chip Harrison de Lawrence Block se tratara. El libro articula un largo flash-back en su tramo central que recupera los años previos de la adolescencia, el divorcio de sus padres, el nuevo matrimonio (y paternidad) de éste o la relación con sus abuelos.


Karl Ove Knausgård en Aventura En La Isla


domingo, 10 de julio de 2016

La Isla De La Infancia, de Karl Ove Knausgård

La Isla De La Infancia. Mi Lucha: 3

Título original: Min kamp 3
Autor: Karl Ove Knausgård
Traducción: Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo
Editorial: Anagrama
Año: 2010


La memoria no atiende al orden cronológico. Avanza, retrocede, se remansa; guarda reposo y, por sorpresa, sin que conozcamos el motivo, se aviva de nuevo, como si la impulsara una súbita iluminación. Es en las mil direcciones en las que se dispara por las que se interna con pasmosa exactitud Mi lucha, el monumental ejercicio de realismo autobiográfico de Karl Ove Knausgård, guiado por «una especie de oído absoluto de los recuerdos». Y, de todas ellas, La isla de la infancia (el esperado tercer volumen de su novela) arranca situándonos en la isla de Tromøya en el verano de 1969, donde un Karl Ove de ocho meses llega en un carrito empujado por su madre.

Desde allí, desde el centro de los inmensos bosques cargados de promesas y misterios (el escenario predilecto de las exploraciones del pequeño Karl Ove, descrito con meticuloso detallismo, objeto de una permanente fascinación), se despliega un zigzagueante y encendido recuento de experiencias y descubrimientos. La felicidad de la escuela y el esfuerzo por encontrar encaje en ella; las recompensas y fricciones de la amistad; la excitación de la vida al aire libre, con sus travesuras y juegos; el descubrimiento de la cara más luminosa y la más amarga del amor; los temores y alegrías; la ropa, la lectura, la música, el deporte; la familia, la familia por encima de todo, con sus dos figuras antagónicas, difuminada una, omnipresente la otra: la serena confortabilidad de la madre frente al terrorífico autoritarismo paterno, siempre vigilante, dispuesto a examinar y sancionar con violencia cualquier desliz.

He aquí los materiales con los que, cerrando el foco y diseñando una voz que se acerca con la mayor veracidad a la experiencia infantil y su cosmovisión, se compone la entrega más dinámica, directa, compacta y magnética de una empresa literaria imperecedera; un combate inclemente y exitoso, de una sinceridad y crudeza tan descarnadas como inusuales, contra lo más complejo del recuerdo, la existencia, la identidad.

«Fascinante. Knausgård es un héroe que ha alcanzado la grandeza renunciando a cualquier tipo de finta literaria; un emperador cuya desnudez vale más que los ropajes más elegantes y regios. Leo sus libros compulsivamente; no puedo parar. A veces aparecen escritores que exigen que hagas cola para su próxima entrega» (Jonathan Lethem)

«Knausgård mezcla la autoficción y la reflexión como nadie lo había hecho antes. Al leerlo, sientes que estás absorbiendo el retrato completo de una vida» (Jeffrey Eugenides)

«Desnudo frontal de cuerpo entero. Y encima lo hace con talento. Eso es ser un artista» (Hanif Kureishi)

«Luminoso y profundo» (Hari Kunzru)

«Una gran obra literaria, verdaderamente original y llamada a perdurar. Hay pocos proyectos artísticos de nuestro tiempo que merezcan más atención» (The New York Times)

«Este segmento de una novela inusual, que desafía los géneros, dejará a los lectores con hambre del siguiente volumen» (Publishers Weekly)


Karl Ove Knausgård (1968) emprendió en 2009 un proyecto literario sin igual: su obra autobiográfica Mi lucha es una gran proeza; está compuesta por seis novelas, la última de las cuales fue publicada en otoño de 2011. Ha obtenido numerosos galardones en su país y una cantidad insólita de lectores, además de un gran número de traducciones. Anagrama ha publicado los dos primeros tomos, con extraordinaria acogida crítica: La muerte del padre: «Sorprende por su lucidez y profundidad; una obra seria, concienzuda, que sugiere buenos augurios sobre el resto. Aguardo impaciente la traducción de los siguientes volúmenes» (Robert Saladrigas, La Vanguardia); «Un libro importante, un esfuerzo literario digno de admiración y un ejemplo de vocación literaria» (José María Guelbenzu, El País); «A mitad de camino entre el descarnado pacto autobiográfico, las memorias, las confesiones íntimas o la cura psicoanalítica y autodesmitificadora» (Mercedes Monmany, ABC); y Un hombre enamorado: «Gran literatura» (Alberto Manguel, El País); «Esa sensación, como en Roberto Bolaño, de que el autor se juega el pellejo en cada página, que se inmolaría en el altar de Odín por conseguir un pasaje perfecto» (Antonio Lozano, La Vanguardia); «La forma de reflexión más cercana a la vida que he leído en mucho, mucho tiempo» (Anna Caballé, ABC). Ahora saca a la luz el tercero: La isla de la infancia.


En esta tercera entrega de su particularísima autobiografía, Karl Ove Knausgård regresa a su infancia y con ello parece adoptar la voz de su yo de aquella época. La isla de la infancia es en este sentido mucho más accesible que los volúmenes anteriores de Mi lucha por cuanto está despojada de muchas de las reflexiones adultas que jalonan las páginas tanto de La muerte del padre como de Un hombre enamorado. También aquí el autor alterna estas reflexiones con la narración de las aventuras de su niñez y primera adolescencia pero éstas aparecen casi siempre barnizadas por su condición de niño. La obra abarca temporalmente desde sus primeros recuerdos en la isla de Tromøya, a la que sus padres se mudaron cuando él contaba apenas un año de edad, y finaliza cuando la familia se traslada al nuevo destino laboral del padre en Kristiansand.


Karl Ove Knausgård en Aventura En La Isla


viernes, 24 de junio de 2016

Un Hombre Enamorado, de Karl Ove Knausgård

Un Hombre Enamorado. Mi Lucha: 2

Título original: Min kamp 2
Autor: Karl Ove Knausgård
Traducción: Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo
Editorial: Anagrama
Año: 2009


De la muerte a la vida. De ser hijo a ser padre. Éste es el paso de Karl Ove Knausgård en Un hombre enamorado, la segunda parte de las seis que conforman Mi lucha, esa inmensa novela autobiográfica que la crítica ha descrito como «un proyecto demencial que sólo los verdaderos genios pueden alcanzar».

Karl Ove deja a su mujer, deja Noruega y todo lo que conoce, y se marcha a Estocolmo, dispuesto a recorrer los caminos que se abran ante él. Y allí se hace amigo, muy amigo de Geir, otro noruego expatriado, intelectual y fanático del boxeo. Vuelve a encontrarse con Linda, una poeta que le había fascinado años antes en un encuentro de escritores, y que será su segunda mujer.

Y su mundo cambia, y él, escribe y describe sus tempestuosas relaciones amistosas y sentimentales, cuenta cómo es volverse a enamorar, y el largo, dramático período antes de que él y Linda se consoliden como pareja. Y después, los goces y los engorros de la paternidad. La necesidad de escribir y la urgencia por crear, pero también la cotidianidad de la vida en familia, o el cómico fracaso de sus vacaciones, la humillación de las clases de preparación al parto, las peleas con los vecinos, el estrés de pasear a un niño en un cochecito por Estocolmo cuando lo único que él quisiera es sentarse y continuar con su novela...

Y el amor, la ira, la belleza, el aburrimiento y la exaltación fluyen en estas páginas. Knausgård escribe con una veracidad punzante sobre los instantes que componen una vida, la de un hombre apremiado por la necesidad de escribir y de contar, pero también de vivir, de alguien para quien la muerte está siempre a la vuelta de la esquina, y que anhela con igual intensidad la soledad y el amor.

«Knausgård no es un gruñón irritado, sino un apasionado idealista. Quiere crear arte, del grande, y quiere luchar contra la uniformidad y la conformidad de la vida burguesa contemporánea» (James Wood, The New Yorker)

«Un hombre enamorado es mi libro favorito de este año. Knausgård tiene la habilidad de volver fascinantes y significativos los pequeños detalles de su vida» (William Leith, The Spectator)

«Una notable, elocuente reflexión sobre la masculinidad, la domesticidad y la urticante necesidad del artista de evadirse» (Boyd Tonkin, The Independent)

«Quizá nos hallemos ante la más importante empresa literaria de nuestro tiempo» (Rachel Cusk, The Guardian)

«Tan ficticio y tan verdadero como la vida misma... Su lectura es compulsiva, nos perturba, y con frecuencia nos deja atónitos» (S. Evers, The Observer)

«Necesito el próximo volumen como una dosis de crack» (Zadie Smith)


Karl Ove Knausgård (1968) emprendió en 2009 un proyecto literario sin igual: su obra autobiográfica Mi lucha es una gran proeza; está compuesta por seis novelas, la última de las cuales fue publicada en otoño de 2011. Ha obtenido numerosos galardones en su país y una cantidad insólita de lectores, además de un gran número de traducciones. Anagrama ha publicado los dos primeros tomos, con extraordinaria acogida crítica: La muerte del padre: «Sorprende por su lucidez y profundidad; una obra seria, concienzuda, que sugiere buenos augurios sobre el resto. Aguardo impaciente la traducción de los siguientes volúmenes» (Robert Saladrigas, La Vanguardia); «Un libro importante, un esfuerzo literario digno de admiración y un ejemplo de vocación literaria» (José María Guelbenzu, El País); «A mitad de camino entre el descarnado pacto autobiográfico, las memorias, las confesiones íntimas o la cura psicoanalítica y autodesmitificadora» (Mercedes Monmany, ABC); y Un hombre enamorado: «Gran literatura» (Alberto Manguel, El País); «Esa sensación, como en Roberto Bolaño, de que el autor se juega el pellejo en cada página, que se inmolaría en el altar de Odín por conseguir un pasaje perfecto» (Antonio Lozano, La Vanguardia); «La forma de reflexión más cercana a la vida que he leído en mucho, mucho tiempo» (Anna Caballé, ABC). Ahora saca a la luz el tercero: La isla de la infancia.


En Un hombre enamorado, título español del segundo volumen de Mi lucha, Karl Ove Knausgård da un salto temporal desde el final de La muerte del padre e inicia el relato en la fiesta de cumpleaños de una compañera de guardería de su hija mayor. De ahí se desplaza al momento en que conoció a su actual pareja y durante casi setecientas páginas reflexiona sobre su condición de padre y marido y las renuncias que todo ello le ha supuesto en su trabajo de escritor a tiempo completo. Como ya sucedía en la primera entrega, la narración alterna detalladas descripciones de sucesos aparentemente triviales con momentos más introspectivos y ensayísticos, especialmente en las interminables conversaciones con su amigo y también escritor Geir.


Karl Ove Knausgård en Aventura En La Isla


lunes, 20 de junio de 2016

El Ala Rota, de Antonio Altarriba y Kim

El Ala Rota

Autor: Antonio Altarriba y Kim
Editorial: Norma Editorial
Año: 2016


LA ESPERADA NUEVA OBRA DE ANTONIO ALTARRIBA, AUTOR DE EL ARTE DE VOLAR Y YO, ASESINO.

La madre de Petra murió al dar a luz a su hija, y con la desgracia, su propio padre intentó matarla. Desde entonces Petra tiene el brazo inmóvil ahora, en sus últimos días de vida, su hijo, Antonio Altarriba, descubre que ella lo ha mantenido en secreto. La percepción de Antonio cambia radicalmente y entonces, reconstruye la historia de su madre, mujer devota y sufridora, que ha sido maltratada por un país dominado por hombres.

El ala rota es la otra cara de El arte de volar (Premio Nacional de cómic 2010), dos obras que forman un díptico donde los autores, Antonio Altarriba y Kim, repasan la historia política española del siglo XX —la caída de la monarquía, la segunda república, la guerra civil, la dictadura de Franco, el exilio, la II guerra mundial y el retorno del exilio— a través de las vivencias de sus dos protagonistas.





Algo más de un lustro después de la aparición de El arte de volar, el guionista Antonio Altarriba y el dibujante Kim han vuelto a unirse para completar aquella historia, narrando ahora la vida de la madre del primero, un personaje marginal y no demasiado bien tratado entonces. El ala rota tiene un inicio excelente y mantiene, cuando no supera, el nivel de su ilustre predecesor durante muchas páginas, si bien decae ligeramente en su tramo final, algo acelerado y sin la emoción que conseguía el primer volumen. La historia de Petra quizá no es tan emocionante como la de Antonio pero en las páginas de El ala rota eso casi nunca es un problema.


Antonio Altarriba en Aventura En La Isla
miércoles, 8 de junio de 2016

Como Viaja El Agua, de Juan Díaz Canales

Como Viaja El Agua

Autor: Juan Díaz Canales
Editorial: Astiberri
Año: 2016


A sus 83 años, Niceto tiene muy pocos alicientes para levantarse cada mañana. Junto al pequeño grupo de sus octogenarios amigos, decide ponerle un poco de sal a su rutinaria existencia dedicándose al menudeo y al tráfico de mercancías robadas. Lo que empieza casi como un pasatiempo se torna inesperadamente en tragedia cuando los compañeros de Niceto comienzan a aparecer muertos en extrañas y violentas circunstancias.

La desaparición de Niceto enciende todas las alarmas de su familia. Su hijo Román y su nieto Álvaro se lanzarán a una búsqueda desesperada por todo Madrid intentando dar con el viejo, aunque para ello deberán desentrañar antes un misterio más allá de su comprensión...

Como viaja el agua, un relato en clave de serie negra y social ambientada en un Madrid actual perfectamente reconocible que navega entre el costumbrismo desenfadado y el thriller urbano con elementos fantásticos, es la novela gráfica con la que el guionista Juan Díaz Canales se estrena como autor completo. Valiéndose de un grafismo realista impregnado de una estética expresionista, plantea una reflexión sobre la vida y la muerte a través de los tres miembros de una familia de diferentes generaciones.

Juan Díaz Canales nace en Madrid en 1972. Se aficiona a la historieta desde pequeño. A los 18 años comienza a trabajar en un estudio de dibujos animados llamado Lápiz Azul, donde conoce a Juanjo Guarnido, con el que enseguida traba una gran amistad. Juan permanece en España, mientras que Juanjo es contratado por el nuevo estudio que Disney ha abierto en París. A pesar de la distancia, ambos autores empiezan a realizar un proyecto común de fulgurante éxito: Blacksad (Norma).

Durante ese tiempo, Canales cursa estudios de Bellas Artes en la Universidad Complutense de Madrid, hasta que en 1996 decide fundar junto a Teresa Valero y otros dos compañeros la sociedad Tridente Animación.

Desde entonces, su actividad profesional se reparte entre su faceta de dibujante de preproducción para series de televisión y largometrajes de animación, y la de guionista de cómic, que incluye también el tomo Los Patricios, con Gabor (Dibbuks, 2010), Fraternity, con José Luis Munuera (Astiberri, 2011), además de firmar junto a Rubén Pellejero Bajo el sol de medianoche (Norma, 2015), donde da vida a las nuevas aventuras de Corto Maltés.





Como viaja el agua, el primer trabajo completo de Juan Díaz Canales, resulta tener bastante más envoltorio que contenido y su intriga se resuelve en una conclusión atropellada y pueril con ínfulas de una profundidad que le queda definitivamente grande. La innegable brillantez de sus dibujos, empezando por su magnífica e hipnótica portada, hacía albergar muchas esperanzas en un desarrollo superior al luego mostrado a lo largo de sus páginas interiores, por lo que la decepción se acentúa un poco más por el exceso de expectativas.


Como viaja el agua [El descodificador]
miércoles, 1 de junio de 2016

El Campeón Ha Vueto, de J. R. Moehringer

El Campeón Ha Vueto

Título original: Resurrecting the Champ
Autor: J. R. Moehringer
Traducción: Juanjo Estrella
Editorial: Duomo Nefelibata
Año: 1997

Del autor de El bar de las grandes esperanzas

Todo hombre es un misterio,
¿Cuándo desvelar el misterio de
otro hombre y cuándo respetarlo?


En 1997, a J.R. Moehringer le encargaron un reportaje sobre Bob Satterfield, un peso pesado que peleó entre 1945 y 1957 y sobre el cual nada se sabía. Se había esfumado del mapa. Moehringer andaba en busca de una buena historia, fue tras los pasos de un hombre que vivía en la calle y que juraba ser Bob Satterfield. Se hacía llamar el «Campeón» y decía ser Bob, «el mejor noqueador de todos los tiempos». Pero ¿era realmente el «Campeón»? Moehringer examina el corazón de su personaje y desgrana la historia de un hombre que se le convierte, a medida que lo observa como si fuera un entomólogo, en su Moby Dick particular: una persona que le revela, detrás de su misteriosa identidad, algo de su propio pasado, algo que tiene que ver con el valor, con el deporte y con el deseo constante de un hombre que busca a su padre.

UNA HISTORIA DE VIDA QUE REFLEJA LA HISTORIA DE TODOS.

«Al leer hoy El campeón ha vuelto, me sorprende lo lleno que está de todas las cosas que me importaban en aquella época, cosas que al parecer me importaban desde que había nacido. Padres e hijos. Ganadores y perdedores. Realidad y ficción.»
Del prólogo escrito en exclusiva para esta edición.

«Una dosis de buena literatura.» Manuel Rodríguez Rivero, El País – Babelia

«Un narrador magnético y fascinante.» Cultura/s La Vanguardia

«Un genio llamado Moehringer.» Qué Leer

«Un talento inconmensurable.» Alessandro Baricco

«J.R. Moehringer cambia el sentido de lo que entendemos por perfección.» Esquire

«El mejor autor de historias.» The New York Times

«Moehringer es un verdadero fuera de serie.» Corriere della Sera

J.R. MOEHRINGER. Nació en Nueva York en 1964. Licenciado en Yale, empezó su carrera periodística en The New York Times y ha trabajado en Los Angeles Times, entre otros medios. Ha sido galardonado con el premio Pulitzer. Después de publicar el aclamado libro El bar de las grandes esperanzas (Duomo, 2015), colaboró con Andre Agassi en la elaboración de Open (Duomo, 2014), la autobiografía del tenista, que se ha convertido en un auténtico fenómeno editorial. Próximamente Duomo publicará Sutton, sobre la vida del ladrón más extraordinario de todos los tiempos. Esta edición de El campeón ha vuelto, que fue finalista del premio Pulitzer en el año 1997, cuenta con un texto inédito mundial del autor.


Tras los dos grandes éxitos de ventas en España de Open y El bar de las grandes esperanzas, se edita ahora El campeón ha vuelto, un artículo de J. R. Moehringer, escrito en los inicios de su carrera periodística en Los Angeles Times, que fue finalista del premio Pulitzer y que se centra en la figura de un boxeador de los años cincuenta desaparecido y en el indigente callejero que reclama ahora su identidad. La historia es interesante, apunta algunos de los temas que luego más interesarán a su autor, pero deja un poso de inconclusión bastante molesto y resulta quizá demasiado corta y carece de la entidad suficiente como para justificar por sí sola un volumen, por más que se le añada un prólogo exclusivo para esta edición.


El Campeón Ha Vuelto [El descodificador]


J. R. Moehringer en Aventura En La Isla

La Muerte Del Padre, de Karl Ove Knausgård

La Muerte Del Padre. Mi Lucha: 1

Título original: Min kamp
Autor: Karl Ove Knausgård
Traducción: Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo
Editorial: Anagrama
Año: 2009


Karl Ove Knausgård está luchando con su tercera novela casi diez años después de que su padre se emborrachara hasta morir. Quiere que sea una obra maestra, pero le atormentan las dudas sobre su talento como escritor y se pasa los días imaginando epitafios nada halagadores para sí mismo. La mente de Karl Ove deambula entre sus frustraciones actuales y su relación con su familia y el pasado –su infancia, las inseguridades de la adolescencia, el descubrimiento del sexo, del alcohol, esa «bebida mágica», su pasión por el rock– cuando su padre tenía la misma edad que él ahora. Era un niño serio y a menudo angustiado, con un hermano más feliz y menos complicado que él, una madre apacible y cariñosa pero casi invisible, y un padre distante e imprevisible. Un padre cuya muerte prematura suscitó en él emociones contradictorias, alivio, y también un profundo dolor, sentimientos que el protagonista aún no ha conseguido aceptar.

La muerte del padre es la primera novela de las seis que conforman Mi lucha y que pueden ser leídas de forma independiente o como partes de un proyecto muy ambicioso. Karl Ove Knausgård se embarca en una exploración proustiana de su pasado y desmenuza la historia de su propia vida hasta obtener las «partículas elementales». El resultado es una historia universal de los combates –grandes y pequeños– que todos debemos librar en nuestras vidas, una novela tan profunda como absorbente que nos atrapa desde la primera página, escrita como si la propia vida de su autor estuviera en juego.

«Una confesión dolorosamente sincera, un triunfo sin igual, una lectura adictiva, un suicidio literario, una ambiciosa pieza de hiperrealismo, un libro de una originalidad asombrosa» (Aftenposten, Noruega)

«La novela se sitúa en el terreno de la gran literatura, la de Marcel Proust, Robert Musil y Thomas Mann, y se manifiesta como narración y reflexión... Knausgård muestra su gran talento al crear una obra de arte con materiales que habitualmente son personales, privados, secretos» (Berlingske Tidende, Dinamarca)

«Un libro emocionante, libre de tabúes; sus descripciones, tan evocadoras, bombardean al lector con interrogantes» (NDR Kultur, Alemania)

«Se apodera del lector, se mete bajo su piel» (Esta, Holanda)

«Tan sublime como desea su autor, debería devolver a la vida a los lectores cínicos o fatigados» (Boyd Tonkin, The Independent, Inglaterra)

«Knausgård intenta nada más y nada menos que escribir su propia y proustiana “búsqueda del tiempo perdido”» (Times Literary Supplement)

«Knausgård se ha embarcado en un proyecto demencial, con un desprecio por las convenciones que sólo los verdaderos genios pueden alcanzar. Una victoria literaria» (Affari Italiani, Italia)

«Entre Proust y los bosques. Una obra como tallada en granito, exacta y fortísima. Más real que la realidad» (La Repubblica, Italia)


Karl Ove Knausgård (1968) emprendió en 2009 un proyecto literario sin igual: su obra autobiográfica Mi lucha es una gran proeza; está compuesta por seis novelas, la última de las cuales fue publicada en otoño de 2011. Ha obtenido numerosos galardones en su país y una cantidad insólita de lectores, además de un gran número de traducciones. Anagrama ha publicado los dos primeros tomos, con extraordinaria acogida crítica: La muerte del padre: «Sorprende por su lucidez y profundidad; una obra seria, concienzuda, que sugiere buenos augurios sobre el resto. Aguardo impaciente la traducción de los siguientes volúmenes» (Robert Saladrigas, La Vanguardia); «Un libro importante, un esfuerzo literario digno de admiración y un ejemplo de vocación literaria» (José María Guelbenzu, El País); «A mitad de camino entre el descarnado pacto autobiográfico, las memorias, las confesiones íntimas o la cura psicoanalítica y autodesmitificadora» (Mercedes Monmany, ABC); y Un hombre enamorado: «Gran literatura» (Alberto Manguel, El País); «Esa sensación, como en Roberto Bolaño, de que el autor se juega el pellejo en cada página, que se inmolaría en el altar de Odín por conseguir un pasaje perfecto» (Antonio Lozano, La Vanguardia); «La forma de reflexión más cercana a la vida que he leído en mucho, mucho tiempo» (Anna Caballé, ABC). Ahora saca a la luz el tercero: La isla de la infancia.


Primero de los seis volúmenes que componen la tan arriesgada como celebrada propuesta que emprendiera el escritor noruego Karl Ove Knausgård a finales de la pasada década y que se centra aquí, como anuncia de una forma poco sutil el título castellano, en la muerte de su padre. El autor nórdico entremezcla en ella sus reflexiones personales sobre la vida y la muerte con detalladísimas narraciones de sucesos aparentemente triviales e intrascendentes, consiguiendo un todo lo suficientemente compacto como para perdonar alguna caída puntual en el interés de un relato que escapa, casi siempre con éxito, de la posible pedantería.


 
Copyright 2010 Aventura En La Isla